meiosis-que-es-y-como-afecta-al-embarazo-instituto-de-fertilidad-mallorca

MEIOSIS ¿QUÉ ES Y CÓMO AFECTA A LA FERTILIDAD?

¿Qué es la meiosis y para qué sirve?

Las características biológicas de los seres vivos están codificadas en el material genético que se transmite a la descendencia a través de las células sexuales o gametos.

La meiosis es un proceso de división celular mediante el cual se forman estos gametos o células sexuales (ovocitos y espermatozoides).

A diferencia de la división celular común (mitosis), la meiosis asegura que las células resultantes tengan la mitad de dotación cromosómica; es decir, que en lugar de 46 cromosomas tengan únicamente 23.

De esta manera, cuando se combinan dos células sexuales con 23 cromosomas se puede originar un embrión euploide con 46 cromosomas.

 

¿Cuándo puede resultar alterada la meiosis?

Cuando la mujer nace, ya tiene todos sus óvulos en sus ovarios, pero estos no prosiguen su maduración hasta la pubertad. Durante este tiempo, la meiosis y la maduración de los óvulos está detenida y los óvulos primordiales están expuestos a diferentes factores que pueden afectar su calidad ya que sufren un proceso de envejecimiento.

Se ha visto que, a partir de los 35 años, estos procesos de envejecimiento empiezan a afectar a la correcta segregación de los cromosomas durante la meiosis y, por tanto, aumenta la probabilidad de que los óvulos no contengan el número correcto de cromosomas para posteriormente formar embriones sanos.

En el caso del hombre, la formación de los espermatozoides no empieza hasta la pubertad y dura aproximadamente 64 días cada ciclo de espermatogénesis. Por tanto, el tiempo de exposición a agentes externos es mucho menor que en los óvulos y, por consiguiente, la edad de los pacientes masculinos no es tan influyente como en la mujer.

Hay pacientes que presentan ciertas alteraciones en su cariotipo como pequeñas inversiones, translocaciones, delaciones… que no tienen ninguna otra repercusión médica a excepción de cierta infertilidad. Esta infertilidad es provocada porque hay un efecto “intercromosómico” en el que este tipo de mutaciones hacen que los cromosomas se “repartan” de manera incorrecta durante la meiosis, aumentando el riesgo de generar posteriores embriones aneuploides (anómalos cromosómicamente)

Se ha visto que en pacientes que han sido sometidos a procesos de quimio o radioterapia, estos agentes pueden afectar también a la manera en que se reparten los cromosomas durante la meiosis generando las mismas consecuencias explicadas anteriormente.

 

¿Qué sucede si la meiosis está alterada?

Cuando la meiosis está alterada, la distribución de los cromosomas no es la correcta y consecuentemente los óvulos o los espermatozoides no tienen el número correcto de cromosomas. Al juntarse el óvulo y el espermatozoide se generan embriones que no son euploides, es decir, su genética está alterada (ya que presentan más o menos cromosomas).

Estos embriones pueden:

 

¿Qué estudios se pueden realizar en estos casos?

La detección de errores en la meiosis de los óvulos implica la destrucción de estos por lo que queda descartada. Ante una sospecha de que la meiosis femenina pueda estar alterada, la técnica más recomendada es directamente el PGT-A (Preimplantation Genetic Testing- Aneuploidies).

El PGT-A realiza el análisis de todos los cromosomas que componen cada embrión generado mediante las técnicas fecundación in vitro. Así, podemos descartar los embriones que presentan anomalías genéticas y seleccionar para la transferencia los embriones euploides.

Las meiosis alteradas, sí que pueden ser detectadas en espermatozoides. El FISH (Fluorescence In Situ Hibridation) permite saber si los espermatozoides que se generan tienen la dotación cromosómica correcta. Esta técnica tiene ciertas limitaciones y sólo permite analizar de 5 a 9 cromosomas por lo que, a veces este estudio resulta incompleto.

Para la realización del FISH se utilizan sondas fluorescentes que se hibridan a los cromosomas. Esto nos permite saber cuantas copias de cada cromosoma hay en cada espermatozoide y calcular el porcentaje de espermatozoides cromosómicamente alterados.

En los casos en que el FISH resulta alterado, nuestra recomendación es la realización del PGT-A Preimplantation Genetic Testing- Aneuploidies o también llamado DGP (diagnóstico genético preimplantacional).

 

Para resumir, podríamos decir que:

  • La meiosis es un proceso crucial para la correcta formación de las células sexuales (óvulos y espermatozoides).
  • Una meiosis alterada puede provocar fallos de implantación, abortos de repetición y fallos repetidos de FIV.
  • Puede resultar alterada tanto en el hombre como en la mujer por diferentes causas.
  • En la mujer, los errores en la meiosis aumentan de manera proporcional con la edad, especialmente a partir de los 35 años.
  • En el hombre se puede detectar mediante el FISH de espermatozoides.
  • Por tanto, en mujeres de edad avanzada y en varones con FISH alterado, se recomienda el PGT-A para analizar los embriones y seleccionar los genéticamente normales.

 

Esperamos haber resuelto vuestras dudas sobre la Meiosis, cualquier duda estaremos encantados de resolverla  solicitando una primera visita médica gratuita en nuestra clínica.

Un abrazo de parte de todo el equipo

Instituto de Fertilidad Mallorca

Tu clínica de reproducción asistida en Mallorca

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Buscar

+