DEPORTE DURANTE UN TRATAMIENTO DE REPRODUCCIÓN ASISTIDA

 

¿Es recomendable mantener la rutina de deporte durante un tratamiento de reproducción asistida?

 

Sabemos que la actividad física moderada, ayuda a prevenir el sobrepeso y mejorar las condiciones físicas y mentales, además juega un papel muy importante a la hora de conseguir el embarazo deseado.Practicar el ejercicio moderado ( 2-3 veces a la semana en sesiones de una hora de duración) en el año previo al tratamiento de reproducción asistida se asocia a mejores tasas de implantación y de gestación. Tanto la vida sedentaria como el exceso de actividad física son negativos para el logro de dicho objetivo.

Las mujeres que hacen ejercicio físico regular, tienen que moderar su actividad física y bajar la intensidad al iniciar el tratamiento de reproducción asistida. Durante la estimulación ovárica con tratamiento hormonal los ovarios aumentan de tamaño, lo que puede provocar dolor y distensión abdominal, incluso existe el riesgo de torsión ovárica. Su causa es el giro del ovario sobre su pedículo vascular, lo que produce una obstrucción de los vasos sanguíneos y linfáticos y esto condiciona la isquemia e infarto del ovario.

Es una complicación grave y muy rara, pero para evitarla hay que abstenerse de ejercicios físicos intensos durante la estimulación ovárica.

Después de transferir los embriones durante los primeros siete días también se recomienda evitar ejercicios físicos y levantamiento del peso.

Durante los tratamientos de reproducción asistida se puede realizar las actividades de intensidad baja como caminar, nadar, yoga o pilates.

 

¿Cuándo se puede volver a hacer ejercicio de manera normalizada?

 

Se puede practicar los deportes de intensidad baja como senderismo, natación, yoga y pilates durante el tratamiento FIV, estas actividades incluso pueden ser beneficiosas para la mujer. Estos deportes mejoran la respiración, relajación y disminuyen el estrés durante el tratamiento.

 

¿Aporta beneficios hacer deporte durante un tratamiento de fertilidad?

 

Los principales beneficios son:

 

  • El deporte reduce el estrés y el insomnio, permitiendo un mejor descanso y relajación mental
  • Mejora el equilibrio hormonal
  • Mejora las tasas de implantación y de gestación

 

¿Se puede hacer ejercicio cuando descubro que estoy embarazada?

 

No hay dudas que el deporte es beneficioso para la madre y para el feto, pero depende mucho de su estado físico antes del embarazo. Si el embarazo es normal y usted practicaba ejercicio con regularidad antes de quedarse embarazada puede continuar con ciertas modificaciones según sea necesario.

Si usted no hacía ejercicio antes del embarazo debe iniciar despacio, aumentando el nivel de forma graduada.

Los deportes que se recomiendan durante el embarazo son natación, ejercicio aeróbico en agua, caminar rápido, correr al ritmo cómodo y fácil ( si lo practicaba antes del embarazo), ciclismo a un ritmo cómodo, a partir de las 20 semanas de gestación mejor pasar a una bici estática, yoga y pilates.

Hay ciertas posturas de yoga y pilates que no se pueden hacer durante el embarazo, pero existen clases especiales para embarazadas que pueden ayudar para prepararse para el parto.

 

Estos son algunos de los beneficios de ejercicio físico durante el embarazo:

 

  • Reducir riesgo de sobrepeso
  • Aliviar problemas comunes del embarazo como dolor de espalda, problemas de postura y estreñimiento
  • Prepararte para esfuerzo durante el parto
  • Aumentar la oxigenación en tu cuerpo
  • Evitar las estrías, coágulos de sangre, edemas y varices
  • Volver más rápido a su figura después del parto
  • Sensación de bienestar, mejoría de calidad de sueño, disminución del estrés

 

Antes de iniciar la actividad física siempre hay que consultar con su comadrona y/o con su obstetra.

Puede estar contraindicado el ejercicio físico si usted está sangrando, tiene hipertensión arterial, tiene contracciones uterinas tempranas o pierde líquido amniótico.

 

¿Hay algún tipo de deporte que no sea aconsejable durante el embarazo?

 

Hay que evitar los deportes de mucha intensidad, deportes de contacto, esquí alpino, el buceo, la equitación y levantamiento de peso. También hay que evitar actividades que impliquen saltar, girar bruscamente, acostarse boca arriba, sobre todo después del primer trimestre del embarazo.

 

Si no terminas de conseguir el embarazo deseado de manera natural y estás interesada en recibir información detallada sobre los tratamientos de fertilidad que realizamos en nuestra clínica, solicita tu Primera Visita Gratuita en nuestro Centro de Reproducción Asistida, nuestros especialistas en fertilidad os ayudarán y orientarán a estar un paso más cerca de conseguir el embarazo deseado.

Un fuerte abrazo

Instituto de Fertilidad Mallorca

 

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Buscar

+